El color de la casaca y la bandera del Sp. Luqueño.
Por; Domingo Regalado Pérez (*).

Bien sabemos que la bandera del Sportivo Luqueño es el “azul y oro” y como testimonio está la información suministrada por el mismo Monseñor Pantaleón García.:

Estaba contemplando el Monseñor Pantaleón García, desde un banco de la plaza de los Héroes, su entorno.

Saludado el Monseñor por éste quien escribe y en guaraní contestó – Nde pio maba hina?

Y contestándole que era Luqueño, preguntóme si de quien era hijo, lo que con gusto le respondí, de don Luciano Pérez.

El Monseñor me preguntó en el mismo lenguaje - ¿Luchí ra’y pio nde?

Le dije que sí, a lo que el Monseñor sonriente dijo –Pea, che domador cué (ese domador de antes?)

Al Monseñor le habían regalado un caballo, al que le llamaba “Alazan”, animal arisco y difícil de domar, entonces el Monseñor le había confiado al Carai Luchi que le domara a su potro.

Cuentan que fue difícil domar, según informe de vecinos sobrevivientes.

El que escribe estas líneas se puso más curioso, y paso a preguntarle sobre el Sportivo Luqueño, que el buen Sacerdote, con una sonrisa de pícaro, tomó la palabra, y como sumiéndose en aquel tiempo dijo: A la pinta pe Luqueño.

La pregunta fue sobre el origen del color de la bandera del Sportivo Luqueño.

Monseñor contesto diciendo: Nde nicooo.... Ud. sabe que el Sportivo Luqueño, tuvo su origen en la fusión de tres clubes y cada equipo no quería despojarse del color de su camiseta.

Y como la bandera de la Santa Sede, es el color amarillo, como queriendo dar un color y de los que utilizaban uno de los clubes, se eligió el “azul”.

Y así surgió la casaca que luce hoy pomposamente el Sportivo Luqueño, el azul y amarillo.

Expresiones del Monseñor Pantaleón García en el mismo centro de Asunción, a quien escribe esta historia.


(*) Domingo Regalado Pérez, es escribano público.

Atrás

 


 

Powered by http://www.fortunatti.com/

Reservados todos los Derechos